Reconstruyeron la mandíbula del hombre atacado por Policías

Notas

Debieron  colorarle dos placas de titanio y los médicos le dijeron que en la brutal golpiza le rompieron algunos nervios que le impedirán volver a tener sensibilidad.

En dialogo con #AlassiaEsNoticia, el Dr. Diego Chiechi, abogado de la familia confirmó que Carlos Galíndez y su esposa habían sido detenidos por error en un confuso episodio el lunes en la ciudad de Río Cuarto. Quien se llevó la peor parte fue él ya que, ante la negativa de firmar unos papeles en blanco, los agentes de policía lo golpearon violentamente.

Entre los uniformados también se encontraba una mujer policía.

Debido a la gravedad de las lesiones la imputación es de lesiones gravísimas.

El ministro de Seguridad de Córdoba, Alfonso Mosquera, pidió que «en caso de acreditarse apremios ilegales los autores tengan las más severas y ejemplares condenas ante la cobarde y deleznable actitud».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *